Escuela de Formación para Dirigentas Sociales fue destacada en edición especial del diario La Segunda

En un reportaje de la periodista María Eugenia Durán, el diario La Segunda relevó hoy el trabajo que realizan las casas de estudios no solo en lo académico y cultural, sino también el apoyo a la comunidad como otro de sus sellos distintivos.

La periodista relata que distintas casas de estudio están buscado una retroalimentación con las comunidades en que están insertas a través de diversos servicios o programas que apoyen, especialmente, a los sectores más vulnerables de la sociedad.

Además de iniciativas de la Universidad Austral, lnacap y la Universidad Católica de Valparaíso, el reportaje destacó el proyecto de la Escuela de Formación para Dirigentas Sociales con el siguiente texto:

Dirigencia femenina apoyada en la Universidad Central
Para Sergio Escobar, académico y director de Comunicaciones Corporativas de la Universidad Central, gracias a la relación que esta casa de estudios ha construido con la comunidad “podemos satisfacer necesidades concretas de la población con trabajo colaborativo de nuestros estudiantes y docentes, lo que además inculca en ellos el sello institucional”.

Entre las actividades que más apoyo brindan a la comunidad está el Programa de Desarrollo Social (PDS), dependiente de la Vicerrectoría Académica. El PDS cuenta con dos líneas de trabajo: Cátedras A+A, que integra actividades de servicio a la comunidad dentro del currículum académico y la Incubadora de Proyectos Sociales, que apoya la implementación de iniciativas sociales estudiantiles, a través de un plan de formación y acompañamiento, la gestión de fondos y redes de colaboración.

Entre los programas destacados del PDS está la Escuela de Formación para Dirigentas Sociales, que surgió por iniciativa de un grupo de estudiantes de Administración Pública y Ciencia Política durante 2015. El grupo se adjudicó fondos concursables del PDS y el apoyo de la Fundación Prodemu en la gestión territorial como socio estratégico.

El proyecto consiste en talleres de capacitación sobre gestión local con enfoque de género destinado a mujeres dirigentas de diferentes comunas de la Región Metropolitana, los que son realizados por los estudiantes. “La escuela entrega herramientas a las participantes que les permitan fortalecer su empoderamiento y reforzar su rol de líderes dentro de sus comunidades”, detalla Escobar.

En 2015, la Escuela capacitó a más de 170 mujeres de diferentes organizaciones sociales y este año ya están desarrollando su 7ª y 8ª versión.

Fuente: http://impresa.lasegunda.com/